Inicio » Blog » Blog » Orgasmos, más allá de los genitales

Orgasmos, más allá de los genitales

Hoy te hablamos de placer, relaciones sexuales e ideas que tenemos sobre el orgasmo y los genitales.

¡Acompáñanos a descubrir más!

Orgasmo

Dentro de las relaciones sexuales existen múltiples factores que participan en dicho acto, es importante destacar que no solo el aspecto fisiológico juega un papel primordial. Nos referimos a lo fisiológico a aquellas acciones donde el medio es el cuerpo; como estimulación de genitales solamente, o que el orgasmo sea el único determinante para definir si hubo relación sexual o no.

¿Alguna vez te has sentido poco normal porque no llegas al orgasmo con la facilidad que quisieras?

El orgasmo hablándolo de manera simple es la parte final de una relación sexual, es como la cereza o guinda del postre, pero, para hacer el postre hay un proceso, hay unos tiempos, hay que mezclar, hay que saborear y llegar al punto de sabor deseado, y por supuesto, no pueden faltar los ingredientes, ¿Cuáles son esos ingredientes?

Todas las personas tenemos diferentes medidas y diferentes paladares al momento de cocinar, pero hay unos ingredientes esenciales que no podrían faltar.

Deseo, excitación, comodidad con la otra persona, lubricación, erotismo, quizá sean esos los más nombrados y conocidos, pero cuantas veces te has preguntado la importancia de no estar cargado con emociones desagradables al instante de preparar el postre. Se ha escuchado que una de las mejores pócimas para que las preparaciones tengan ese sabor único es el gusto con el que se añade cada ingrediente.

El gusto en una relación sexual sería eso, aquello que no se toca, aquello que va más allá del pene, la vagina y los genitales, es la tranquilidad, es el momento en el que estamos sintiendo la corporalidad, en el que conectamos con nosotras y nosotros mismos, con el otro, es dejar de lado las preocupaciones, el estrés, la ansiedad por aquello que aún no ha salido del horno (orgasmo).

Entonces, antes de querer preparar una receta, de tener un encuentro sexual es importante hacer consientes algunos de los muchos aspectos que podrían estar impidiendo que te sientas satisfecho o satisfecha, y preguntarte:

  1. ¿ESTAS EN PAZ CON QUIEN QUE ERES?

Evalúa si presentas dificultad frente a cómo te sientes, cómo te ves, del concepto que tienes de ti, y de lo que eres capaz de hacer.

  1. ¿CONECTAS con la otra persona?

Antes de una relación sexual, mira si aquella persona te hace sentir comodidad, si existe deseo de ambas partes.

  1. ¿DISFRUTAS de cada paso durante la relación sexual?

Intenta dejar de lado las preocupaciones, los pensamientos constantes. Un encuentro sexual se vive en el presente y se hace más satisfactorio si se disfruta cada sensación.

Y RECUERDA, ¡SI UN POSTRE NO LLEVA CEREZA TAMBIEN PUEDE SER DELICIOSO!

¿ Sabes qué aspectos se deben fortalecer para tener una relación sexual satisfactoria?

¿Crees que el único camino para activar el deseo es estimulando tu zona genital?

Fátima Serna Uribe.

Psicóloga, Terapeuta de pareja y colaboradora de PsicoaSexoría.