Inicio » Blog » Blog » 5 Claves para superar el Síndrome Postvacacional

5 Claves para superar el Síndrome Postvacacional

¿Cómo llevas la vuelta de las vacaciones? Después de unos días de descanso, retomar la rutina se hace más pesado. Por eso, queremos dejaros algunos consejos para evitar caer en el famoso síndrome postvacacional.

vacaciones

La vuelta a la vida activa requiere más atención de la que creemos, pues para muchas personas puede resultar difícil gestionar este proceso de adaptación si no se cuentan con las herramientas necesarias.

Características principales del síndrome postvacacional:

Este síndrome tiene muchas formas de manifestación, pero la más habitual suele ser una sensación de cansancio y debilidad generalizada, que puede acompañarse incluso de un cuadro de insomnio y/o somnolencia a lo largo de todo el día. Además, se ve mermada la capacidad de concentración, así como la tolerancia a las rutinas habituales.

Esta falta de tolerancia se caracteriza por una sensación de desidia y hastío que dificulta la realización de las tareas. Hay ocasiones en las que, además, puede aparecer una sensación de angustia vital que puede desembocar en un bloqueo en el cual, puede hacer que una persona se muestre incapaz de tomar cualquier decisión.

A veces se puede desarrollar un cambio importante en el carácter de la persona, presentando cierta agresividad, aunque es más habitual que aparezcan síntomas que se relacionan más con un cuadro depresivo.

Como ves, pueden verse afectadas diversas áreas de la vida diaria por eso, si notas que se te hace cuesta arriba, no dudes en pedir ayuda profesional para conseguir gestionar estos momentos.

 

Por lo pronto, queremos darte algunas claves sobre cómo puedes superarlo:

1. Planifica otra salida.

La vuelta se hará menos pesada si ya tienes en mente la siguiente escapada.

2. Plantéate nuevos propósitos.

Empezar nuevos retos te ayudará a afrontar la rutina con otro humor. Aprender a tocar un instrumento, apuntarse a un club de lectura o empezar a practicar un nuevo deporte pueden ser algunos ejemplos.

3. Retoma el contacto con tus amistades.

¿Quiénes mejor que las personas que te hacen reír para olvidarte de la pesada rutina?

4. Duerme un poquito más.

Alargar el sueño unos minutos más te hará empezar el día con más energía. También pues dedicarlos a descansar o a repasar las tareas que te esperan ese día.

5. Rodéate de pensamientos positivos. 

Aleja de ti los pensamientos negativos y empieza a pensar en cosas que te alegren y te den motivos para reírte.

 

Y si te surgen más dudas, escríbenos a info@psicoasexoria.es estaremos encantadas de ayudarte.

María Ramos Escamilla

Psicóloga y Sexóloga